Música, ansiedad, miedo escénico y medicamentos.

, Coaching, Intérprete

Una contradicción.

La interpretación musical es una de las actividades más bonitas que hay dentro del mundo de la música. Pero encierra una de las sensaciones ( para muchos intérpretes) menos placenteras para la persona que lo realiza.
Una contradicción, si lo vemos a sangre fría; Interpretar para transmitir un bienestar, mientras que la interpretación en sí y los momentos previos son en muchas ocasiones difíciles de gestionar anímicamente.
Hace poco leí un artículo que hablaba sobre tomar medicamentos betabloqueantes o no, ¿si era bueno? ¿Si se debían tomar?…en definitiva, yo me preguntaba ¿en qué profesión ando metido?.

Yo no digo ni que sea bueno ni malo, ni todo lo contrario, pero si que nos deja algo de reflexión: ¿ qué nos preocupa realmente?, ya que si estamos sufriendo debe haber algún motivo que nos lleve  a esto.

Un puesto de alto riesgo.

La plaza de trompa solista en una orquesta( que llevo desempeñando más de 23 años), es la posición de más riesgo de una orquesta. La razón es por la dificultad de manejo del instrumento; registro, dinámicas, articulaciones, enclave del instrumento….en definitiva, tiene 10 veces más de complicación que el segundo puesto más complicado. Esto no siempre se ve, y lo peor , mucha gente no quiere( o no lo sabe,que sería más grave) verlo, simplemente porque lo comparan con la facilidad de ejecución de su instrumento y creen que exageramos. Dicho esto, y hablando sobre mi persona, he tenido que aprender a manejar y entender que es lo que tenía que conocer de mi sistema nervioso para  que la oportunidad de interpretar música o realizar una conferencia sea todo un acontecimiento.

Durante muchos años no podía entender “los nervios”   ¿ por qué aparecían?. 

Medicamentos.

Esto para mi ya son palabras mayores, es decir. Automedicarse, pienso que no es muy acertado( es una opinión), ya que existen unos médicos altamente cualificados que en caso de ser necesario, nos pueden indicar que es exactamente lo que necesitamos.

En caso de padecer alguna enfermedad por la que sea necesario tomar algún medicamento, se toma.

Aprender.

Aquí está para mi el punto más importante, creo que en nuestra formación se nos pasa una “carga emocional”, que nos va a condicionar muchísimo a lo largo de nuestra vida profesional, transmitiéndonos unos miedos, unas creencias y sobre todo unos límites difíciles de superar a  priori y que se van superando en muchos de los casos a lo largo de toda una vida profesional.

Durante mucho tiempo, en mi época  de estudiante, asistí a charlas sobre el miedo escénico ( incluso ya siendo profesional) y la verdad, es que me fue bastante mal 🙁  ,ya que cuando volvía a salir a escena, volvía a tener nervios 😉 .

Mi gran banco de pruebas, (después de aplicar técnicas y conocimientos sobre entrenamiento emocional, coaching y psicología) era salir al escenario al igual que hacía cada semana con la orquesta y realizando recitales y conferencias. Fui aplicando estos pequeños ejercicios, trabajando aspectos emocionales…y de pronto he llegado a entender que “disfrutar de los nervios” nos hace que tengamos unas grandes actuaciones, pasándomelo genial y llegando a redescubrir mi profesión disfrutando muchísimo.

¿ Qué he conseguido?

Disfrutar de cada vez que salgo al escenario, ser consciente de todo lo que ocurre, prever situaciones, y sobre todo,  saber como reaccionar.

Intentaré subir un video sobre una conferencia que hice en Tenerife que titulamos ” Los nervios , esos grandes aliados”, donde explicaba diferentes situaciones. En breve realizaré un taller en Barcelona en el Conservatorio del Liceo.

¡¡¡¡¡¡Que tengas una feliz interpretación.!!!!!!!

Si crees que te puedo ayudar, ponte en contacto conmigo, comunicar, interpretar… es maravilloso. No esperes que los años te digan que has perdido el tiempo sufriendo.