Problema y Solución; Inteligencia Emocional.

, Coaching

Mi problema.

Generalmente cuando contamos un problema,  se puede tener una tendencia a magnificar, y no quiero decir que no sean problemas grandes, ya que nuestra  percepción  puede  lo  puede agrandar aunque solo sea en nuestra imaginación.

Estos problemas pueden ser de diversa índole; laborales, personales, reales o imaginarios (e incluso se pueden combinar). Lo realmente interesante es desear solucionarlo de la mejor manera. Que significa esto, que si nos dejamos llevar por las emociones, podemos perder la verdadera perspectiva del problema y que su resolución no sea la más adecuada.

Solución fallida.

Esta situación nos puede llegar a causar una gran frustración, ya que la solución no ha resuelto la preocupación que centraba nuestra atención. Puede deberse a varios factores, muy común puede ser un enfoque parcial del problema, sin calcular el conjunto de posibilidades de resolución.

Las emociones pueden jugarnos una mala pasada si nos alejan de cualquier posibilidad de valoración del problema o preocupación. El enfado es el peor compañero de viaje generalmente para la resolución  de un problema de manera satisfactoria y perdurable.

El control sobre la Inteligencia Emocional es clave para poder centrarnos en los problemas y encontrar la mejor solución posible, sin perder la perspectiva que provocaría  un cambio de carácter.

¿ Quién nos puede ayudar?inteligencia emocional

Esta no es la pregunta del millón, sino que tiene una fácil respuesta. Hay que buscar el profesional que tenga la transparencia suficiente como para que nos permita ver el problema desde las diferentes perspectivas, y nos permita valorar nuestra situación frente a nuestras preocupaciones y sus posibles soluciones.

Un profesional que no opine, sino que muestre todos los puntos posibles y nos enseña nuestro camino. Que no es lo mismo que nos diga las cosas que tenemos que hacer para resolverlo, ya que cada persona es diferente y tienen un punto de vista personal.

“Ser feliz es tener un equilibrio en todo lo que realizamos”